Cómo empezar el método Curly Girl en 5 pasos

Si has llegado hasta aquí y estás leyendo esto seguramente sea porque quieres comenzar a cuidar tu pelo pero no sabes exactamente qué pasos seguir. No te preocupes, es totalmente normal: el método Curly Girl puede llegar a ser un poco lioso al principio pero, después de unos días, lo tendrás todo bajo control.



Para empezar a cuidar tus rizos debes dejar de utilizar productos que contengan siliconas, sulfatos, alcoholes secantes, ceras, ftalatos y aceites minerales. La razón de esto es que algunos de estos ingredientes resecan el cabello y otros se acumulan en él, así que lo más recomendable es eliminarlos por completo de nuestra rutina capilar. Tampoco se recomienda el uso de planchas o tratamientos alisadores, ya que pueden llegar a modificar el patrón del rizo.

Lo más importante al comenzar es que seas paciente, ya que los cambios pueden tardar en llegar, especialmente si tienes el pelo muy dañado. Pero, siendo constante y siguiendo estos sencillos pasos, en unos meses comenzarás a ver resultados y tu pelo se verá cada vez más sano y bonito.

El método Curly en 5 pasos

Paso 1 · Último lavado con sulfatos

Antes de empezar el método Curly Girl es muy importante que realices un último lavado con sulfatos para poder eliminar todo tipo de ingredientes que hayan podido acumularse en tu cabello. A este paso se le conoce también como «final wash» y es recomendable realizarlo para empezar el método con el pelo completamente limpio de residuos.

Para ello debes utilizar un champú que tenga sulfatos pero que no contenga siliconas, de manera que estas no se vuelvan a adherir a tu cabello. Estos son algunos de los champús con sulfatos que puedes utilizar para realizar un último lavado:

Paso 2 · Lavado con productos aptos

A partir de ahora ya puedes empezar a lavarte el pelo con productos aptos para el método Curly Girl. Para ello puedes optar por hacer co-wash o por utilizar un champú sin sulfatos ni siliconas. La elección de uno u otro dependerá siempre de tu cabello: si tienes el pelo ondulado, muy fino o muy graso, es probable que te funcione mejor el champú que el co-wash aunque, como siempre, es cuestión de probar.

Lo más importante en este paso es que el producto que utilices no contenga sulfatos ni siliconas, ya que buscamos un lavado respetuoso que no reseque el cabello ni el cuero cabelludo. Estos son algunos ejemplos de acondicionadores para co-wash y de champús aptos que puedes usar:

Paso 3 · Acondicionado

Con el pelo totalmente limpio, el siguiente paso es utilizar un acondicionador sin siliconas aunque, si acabas de empezar y estás en lo que se conoce como fase de transición, necesitarás usar mascarillas más a menudo que cuando ya lleves un tiempo siguiendo el método Curly Girl. En ese caso tendrás que aplicar la mascarilla primero y dejarla actuar durante el tiempo que indique el fabricante en el envase. Para que el producto penetre mejor en la fibra capilar es recomendable aplicar un poco de calor con ayuda de un gorro térmico.

Una vez aclarada la mascarilla, el siguiente paso es el acondicionador. Una vez que lo tengas puesto por todo el cabello se recomienda hacer lo que se conoce como «Squish to Condish» o «STC», que consiste en estrujar el cabello desde las puntas hasta la raíz con las manos llenas de agua. Esto nos ayudará a distribuir el producto por todo el cabello y a que este penetre en profundidad, consiguiendo así unas hebras más hidratadas y manejables.

Paso 4 · Definición y secado

Después de lavar el cabello toca definirlo. En el mercado hay todo tipo de productos para definir rizos, aunque debemos asegurarnos siempre de que la espuma, crema o gel que elijamos no lleve ni siliconas ni alcoholes secantes. En este paso también puedes utilizar un leave-in o acondicionador sin aclarado, que se aplica antes del fijador para hidratar el cabello y controlar mejor el encrespamiento.

Para conseguir una buena definición es aconsejable que el pelo esté completamente mojado y que el producto sea distribuido de manera uniforme por todo el pelo. Para ello puedes ayudarte de tus propios dedos o utilizar un cepillo Denman. Dependiendo de la fórmula del producto fijador que hayas utilizado, es probable que el pelo se vuelva rígido a medida que se va secando. A esta capa dura se le llama «cast» y ayuda a mantener los rizos protegidos del frizz hasta que el cabello se seca. Para eliminarlo, solo tienes que apretar suavemente los rizos desde las puntas hasta la raíz, lo que se conoce técnicamente como «Scrunch Out The Crunch» o «SOTC».

A la hora de secarte el pelo intenta no utilizar toallas de algodón, ya que pueden hacer que tu pelo se llene de frizz. En su lugar usa mejor toallas de microfibra. Por último, deja secar el pelo al aire libre o utiliza un difusor como este a la temperatura más baja para un secado respetuoso del cabello.

Paso 5 · Mantenimiento y refrescado

Para que el cabello se mantenga en buen estado durante el mayor tiempo posible es aconsejable proteger los rizos al dormir con un gorro de seda, con un buff o recogiéndonos todo el pelo en una coleta alta, lo que se conoce como piña. Para evitar el encrespamiento y suavizar la fricción del pelo contra la almohada, también puedes cambiar tus fundas de almohada de algodón por fundas de almohada de seda.

Si al cabo de los días notas que tus ondas han comenzado a deshacerse prueba a refrescar los rizos. Para ello puedes mojarlos con un poco de agua, utilizar sprays de refrescado o aplicar un poco de leave-in o gel diluido en agua. De esta forma conseguirás controlar el encrespamiento y alargar el tiempo entre lavado y lavado.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
error: